Miembros de la junta del Banco de México prevén que durante el resto del año, la inflación anual continúe ubicándose por en cima del 6%, aunque pareciera estar aproximándose a su techo.